top of page

concurso Pocito. 1997


cro 11

Concurso de viviendas de interés social “Pocito”, Córdoba, 1997. (Ricardo Sargiotti, colaboradores: Fernando Luciano, Carina Fernández, Valeria Gallo)

En un terreno de más de once mil metros cuadrados, con una excelente ubicación en la ciudad se debían proponer aproximadamente trecientas unidades de vivienda. El terreno, conocido por el nombre de Pocito (por su depresión hacia el Oeste) había sido ocupado durante mucho tiempo por una villa de emergencia y, desocupado en el ’95. Su peculiar escala en ese sector de ciudad posibilita plantear nuevos modos de ocupación y construcción por sobre la fragmentación mínima del lote y del edificio entre medianeras en que se construyó su vecina Nueva Córdoba. Esta propuesta consistía en cinco prismas transversales a la mayor longitud, obteniendo edificios de frente Sur y Norte que aparecen hacia av. Vélez Sarsfield con un amplio vacío entre sí. El desnivel del terreno se aprovechó para cocheras con ingreso desde la calle posterior y el ajardinamiento de su cubierta para parques semipúblicos. Sobre la vereda de la avenida se proponía una logia comercial de pequeñas superficies en toda su extensión. Los edificios residenciales tenían una fachada ciega de ladrillos para las circulaciones y los servicios al Sur, y una Grilla abierta al Norte donde se ubicaban las zonas de estar y dormir.


Notas.

Esta fue una de mis primeras (o fue la primera?) posibilidad de medirme con mis colegas cordobeses luego de mi retorno en 1995. Los últimos seis años había trabajado en el estudio de O.M.Ungers en Frankfurt y, casi sin aduana encaré este concurso con la ayuda de estudiantes y algún joven arquitecto. Grande fue mi sorpresa cuando vi los otros trabajos y, principalmente, el trabajo premiado. No entendía nada: fragmentación, trucos de imagen de inmobiliaria y sensiblerías a lo Gordon Cullen. Yo con Ernst Mai y los siedlungen a mis espaldas, con ganas de racionalizar el uso de la tierra, de dar mejor calidad de vida y buen asoleamiento a los residentes. Y acá se premiaba un trabajo que parecía sacado de un brosciure de Marbella! Me llevó tiempo aceptar el cachetazo y hasta de superar la vergüenza de mi pecado moderno. Lo bueno es que hoy veo el proyecto y… creo que haría algo muy parecido.

Ricardo Sargiotti / Agosto 2015

Hozzászólások


bottom of page